CEDRO promueve un trabajo integral y fomenta la vida lícita en las comunidades:

Compartir

El “Centro de Información y Educación para la Prevención del Abuso de Drogas” (CEDRO), está cumpliendo sus treinta y tres años de vida institucional, la institución en estos años de trabajo continuo ha logrado convocar a la sociedad civil para luchar frente al creciente consumo de drogas en el país; desde sus inicios a mirado el problema del narcotráfico y el consumo de drogas desde una visión integral, teniendo en cuenta las diversas dimensiones que implica y los daños presentes y potenciales involucrados.

Desde sus inicios CEDRO tomó la decisión de implementar un centro de información y educación destinado especialmente a trabajar por la prevención de drogas en el país, con la categoría de organización no gubernamental, implementándose acciones a la creación de conciencia sobre el problema de las drogas en el Perú. CEDRO, inicio sus acciones un 26 de junio de 1986; instalado su primer Consejo Directivo, representado por un Director Ejecutivo, se implementó el Área de Información y Educación, así como la Unidad de Capacitación y Asistencia Técnica, con ello la institución cobró vida y su mirada es y será contribuir eficazmente al desarrollo del país.

A la fecha CEDRO está fortalecida institucionalmente, y cuenta con más del 90% de su personal preparado para afrontar los desafíos de un futuro fuertemente impactado por las tecnologías de la información y comunicación (TICs), la globalización y nuevos retos que se presenten en la comunidad nacional e internacional, además es una institución considerada como un ente que promueve el desarrollo nacional en un entorno lícito, que contribuye a la lucha contra la cadena de las drogas y otros comportamientos disfuncionales en la sociedad global.

En todos estos años de trabajo la institución se ha preocupado en especializarse en los temas de prevención del involucramiento en la cadena integral de las drogas (producción ilegal / transformación en drogas cocaínicas / transporte de las mismas y consumo), y hace algunos años emprendió un trabajo social basado en la experiencia comunitaria con jóvenes, agricultores, hombres y mujeres de la amazonia en temas de desarrollo social y de comunicaciones, teniendo resultados importantes en la regiones de San Martín, Ucayali y Huánuco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.