Organizaciones marcharon exigiendo justicia para Damaris

Compartir

Decenas de personas tomaron la plaza de Armas de Pucallpa para protestar en apoyo a la pequeña Damaris, que fue secuestrada y violada por Juan Antonio Enríquez García, quien se encuentra recluido en el penal de Picsi, donde estará por nueve meses, tiempo en el cual el Ministerio Público deberá conseguir todas las pruebas posibles y establecer la pena que solicitará para este sujeto.

Con las frases «justicia para Damaris», «cadena perpetua» y «retiremos al Perú del Pacto de San José», padres de familia junto a sus menores hijos mostraron indignación ante este suceso que causó consternación y repudio a nivel nacional.

Los presentes señalaron que el Estado debe orientar políticas públicas para prevenir más casos como este, así, como endurecer las penas para los autores de violaciones sexuales.

En la víspera, el gobierno central anunció que se está preparando un proyecto de ley que contempla la castración química a violadores. A.Segovia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.