Detienen a grifero conduciendo ebrio

Compartir

Por la comisión de los presuntos delitos Contra la Seguridad Publica-Conducir Vehículo en Estado de Ebriedad, y por Desobediencia y Resistencia a la Autoridad, representado por la Policía Nacional del Perú, en agravio del Estado Peruano, fue intervenido y detenido a viva fuerza el empresario grifero Guido Jaime Arias Vicuña de 54 años.
Junto a él fue también detenido   su acompañante Luis Enrique Gonzales Aguilar de 40 años, esto tras protagonizar una temeraria persecución de varios kilómetros en la carretera Federico Basadre, desde la jurisdicción del distrito de Campo Verde a Pucallpa e incluso en el intento fallido de escapar de los agentes del orden, embistieron violentamente contra el patrullero policial.

Según  la policía, el empresario grifero la noche del sábado se desplazaba de Campo Verde con dirección a la ciudad de Pucallpa conduciendo su moderna camioneta Ford color guinda de matrícula D5J-781 en aparente estado de ebriedad, por lo que en inmediaciones del km. 20 CFB, el personal policial de Carretera de Campo Verde quienes se encontraban realizando sus patrullaje nocturno por esa zona, por lo que decidieron intervenirlos con fines de identificación, dándoles el alcance y seguidamente  ordenándoles que se estacionaran a un costado de la vía.
Pero, estos hicieron caso omiso y siguieron su marcha, por lo que nuevamente fueron alcanzados y esta vez obligados a detener su marcha.Pero, otra vez desobedecieron las ordenes de los agentes del orden, aceleraron aún más la velocidad del vehículo, produciéndose la persecución del vehículo infractor.

La persecución se dio todo la carretera Federico Basadre hasta el monumento del “Chauchero” del kilómetro cinco. De ahí dieron la vuelta en “U” ingresando al otro carril hasta inmediaciones del kilómetro seis y tantos donde está ubicado el grifo del empresario Guido Arias, que dicho sea de paso logró ingresar a sus instalaciones y donde finalmente fue arrestado a viva fuerza.
En todo momento el acompañante del empresario identificado como Luis Enrique Gonzales Aguilar, puso tenaz resistencia e incluso insultó con palabras soeces y discriminatorias a los efectivos policiales quienes estaban realizando el arresto.Ambos fueron enmarrocados y subidos al patrullero que los condujo hasta la comisaría de Campo Verde para las diligencias de acuerdo a ley. (D.Saavedra)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.