Construirán mercado Nr.1 de Manantay

Compartir

Comerciantes del Mercado Nº 1 de Manantay fueron recibidos por el alcalde de la Municipalidad Distrital de Manantay, Víctor Hugo López Ríos, para dialogar y dar solución a los problemas que aquejan a los vendedores del centro de abastos, principalmente con el desabastecimiento del servicio de agua potable por mantener deuda, acordando una próxima reunión con los ejecutivos de la empresa EMAPACOPSA, para llegar a buenos términos y bajar los costos de la deuda actual, en vista que la mayoría de peruanos fueron afectados económicamente por la pandemia Covid-19.

La reunión se desarrolló de manera alturada en el salón de actos del palacio municipal, con la participación de dirigentes y vendedores del Mercado Nº 1, representado por la presidente de la asociación, Elisabeth Grandez Otera; el Fiscal de Prevención del Delito, Enrique Leiva Cántaro, y funcionarios de gerencias y subgerencias involucradas, quienes dieron a conocer sobre el incumplimiento del pago de los servicios, que mantiene una deuda de más de 24 mil soles y que ha puesto en zozobra a 87 socios activos.

Asimismo, la máxima autoridad manantaína, fue categórico en aclarar a los comerciantes que la construcción del futuro Mercado Nº 1 de Manantay, se hará realidad y que se encuentra en etapa de financiamiento y posterior desembolso de la banca privada, que tendrá una inversión de más de 7 millones de soles, que pronto entrará en proceso de licitación, luego la colocación de la primera piedra y próximamente a inaugurarse.

La autoridad manantaína advirtió que no permitirá la venta ambulatoria en el distrito, los mercados cuyos puestos de ventas están vacíos, serán reemplazados por comerciantes que desean formalizarse, tal como sucede en el Mercado Nº 1, donde antes hubo 130 vendedores, ahora se encuentran 87, por lo que, junto a la asociación, tomarán medidas para ocupar los puestos abandonados.

Finalmente, el alcalde Víctor Hugo López Ríos, manifestó que harán cumplir las normativas de bioseguridad emanadas por el gobierno central, que ha prohibido tajantemente reuniones y fiestas el 31 de octubre, elaborando un plan de trabajo conjunto con la Policía Nacional del Perú, Ministerio Público, Juntas Vecinales, Rondas Campesinas y Ejército del Perú, para desarrollar patrullajes nocturnos, con el objetivo de proteger la salud de la población ante una posible tercera ola de la variante Covid-19.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.