Al comienzo del año pasado, el pequeño le fue diagnosticado esta rara enfermedad que pone en riesgo su pierna derecha; sin embargo, la quimioterapia realizada desde entonces en el hospital Rebagliati Martins, no le hizo efecto, por lo que ahora tiene que recibir radioterapia, otro proceso médico largo que requiere de presupuesto para su tratamiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *