Fiscalizadores de la Subgerencia de Comercialización de Manantay, Policía Nacional y el Ministerio Público intensificaron operativos inopinados en los establecimientos comerciales ubicado en las zonas comerciales de la avenida Túpac Amaru, interviniendo a locales dedicados a la venta de motos, motocarros y autopartes.

Verificaron las licencias de funcionamiento de cada recinto y la autorización para ocupar la vía pública, la gran mayoría cumplía con estos requisitos, recomendándoles a no ocupar la vía pública para no interrumpir el tránsito peatonal.

Efectivos de la Policía Nacional hallaron algunas autopartes de motocarros que no tenían documentos de su procedencia, siendo retirados para determinar su origen, notificando al propietario de estos para presentar las facturas o boletas del producto y deslindar actos de ilegalidad. Darío Gutiérrez, subgerente de Comercialización de Manantay, indicó que el trabajo no es cerrar los establecimientos, por el contrario, es darle la oportunidad de ser formales obteniendo las licencias pertinentes de funcionamiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *