Una falta de pago de planillas CAS del mes de agosto, equipos biomédicos pero inoperativos, la necesidad de una autoclave para el area quirúrgica y otras demandas, pone una vez más en situación de crisis al hospital amazónico de Yarinacocha.

Y es que, los trabajadores del hospital vienen saliendo a las calles a reclamar que les atiendan una plataforma de lucha que hasta el momento los funcionarios públicos tanto del nosocomio como del gobierno regional de Ucayali, no se atreven a atenderlos, es más, se esconden.

Valia Tacurí, representante de los trabajadores en protesta, manifestó que tienen conocimiento que el hospital adquirirá 2 millones de soles como presupuesto en el marco de la adquisición de equipos biomédicos, pero antes de ello, piden que les hagan participar del informe y especificación técnica que han realizado los funcionarios antes de la adquisición. Pues quieren que les hagan participes para que se evite de adquirir material de segunda mano, a fin de evitar que el hospital en el futuro siga teniendo equipos biomédicos inoperativos. Además, refieren que, si no les hacen caso, se verán en la imperiosa necesidad de continuar en su plataforma de lucha.

Otro plan que tienen es que, si no les participan en las acciones a realizar, pedirán la “cabeza” del director del nosocomio y del gerente de desarrollo social del gobierno regional de Ucayali. Pues ellos, piden que les conformen una comisión para que les realicen el pago del mes de agosto.

Además, cuestionaron la actitud del director de la Diresa, Henrry Lobato, porque estarían incumpliendo un acta suscrita con el viceministro de Salud, el mismo que menciona claramente que no deben mandar a concursos, pero el titular en mención estaría tratando de lanzar concursos públicos que les va a afectar a los trabajadores.