En la escena, Cruise perseguía al personaje interpretado por Henry Cavill que se encontraba en otro helicóptero. Tom se sujetaba a la parte inferior de un helicóptero y en pleno vuelo cae hasta una carga que lleva la aeronave.

Si bien al grabar esta escena sí estaba sujetado por una cuerda, de todas manera el reparto pensó que Cruise había muerto al verlo caer desde la distancia, especialmente cuando se golpea con mucha fuerza con la carga.

«Si no se ha muerto, debe haberse roto la espalda», confesaron a Esquire. «Toda la audiencia confesó espantada, porque esa era una caída enorme», dijo Henry Cavill. Y eso no es todo, ya que Cruise tuvo que repetir la escena varias veces hasta lograr el resultado ideal.Sin embargo, no es la única locura que hizo Cruise en sus películas.

Sus otras hazañas incluyeron lanzarse en paracaídas desde una altura extrema y saltar del tejado de un edificio a otro, aunque por esto sufrió una fractura muy severa. Otra escena de Tom Cruise escalando sin protección un risco muy elevado en Misión Imposible 2 fue admirable.

En «Misión Imposible: Nación Secreta» lo vimos sujeto al exterior de un avión mientras volaba. En la sexta película, hizo unas cuantas locuras, incluyendo caer libremente desde un helicóptero en pleno vuelo.