El curandero “Rogelio” como lo conocían sus pacientes, fue arrestado en su domicilio de la Mz-“20” Lt-“02” del jirón Las Brisas, asentamiento humano Nueva América, distrito de Manantay, luego que fuera denunciado por su paciente, a quien desde varios días atrás la estuvo sanando de su enfermedad que le aqueja, para ello acudía a las secciones que el médico curandero la citaba. La agraviada manifestó a la policía que acudía a la vivienda del curandero donde al mismo tiempo es su consultorio, acompañada de sus hijos.

Pero, último lo hizo sola a quien la hizo pasar a su habitación en donde la hechó en una cama y desnudo por completo, indicándola que era parte del tratamiento, rociándola perfume en su rostro que le impedía abrir sus ojos, sintiendo que le tocaba su vagina e introdujo su dedo.

“Yo hice un esfuerzo en limpiarme el rostro y los ojos, y pude verlo al curandero que introducía su pene en mi vagina, increpándolo por su degenerada accionar hacia mi persona, por lo que me vestí y salí con dirección a la comisaría de San Fernando a denunciar el hecho delictivo”, aseveró la denunciante.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí