Un mal ciudadano de esa localidad comercializador de granos está haciendo de las suyas, y sobre todo pone en riesgo la integridad de los peatones al secar sus granos de cacao en plena vereda,al frente de su establecimiento comercial.

Lo peor del caso es que esto sucede casi todos los días y las autoridades a pesar de que tienen conocimiento porque ya han sido denunciados, no accionan y desde el área de fiscalización del municipio de el Dorado han hecho oídos sordos y de la vista gorda ante este problema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *