Las comunidades nativas ubicadas en el ámbito de la zona de influencia del proyecto petrolero del Lote 200, rechazaron y paralizaron las actividades en el marco de la fase preparatoria del inicio del proceso de Consulta Previa iniciado por el Ministerio de Energía y Minas.

Estas comunidades indígenas pertenecientes a los pueblos Shipibo, Ashaninka y Awajun, directamente involucradas en el ámbito del área de influencia del Lote hidrocarburífero 200, señalaron de manera rotunda, que la referida actividad extractiva nunca ha mostrado resultados favorables ni exitosa en términos sociales, culturales, ambientales económicos para los pueblos indígenas, por lo que decidieron rechazar el proyecto que pretende imponer el Estado.

Asimismo señalaron, que si el Estado persiste en promover procesos de vulneración de los derechos como pueblos indígenas u originarios, relacionados con la actividad petrolera, se recurrirá a las instancias internacionales para hacer prevalecer los derechos colectivos, por una vida ambientalmente sana, por la seguridad territorial integral y en defensa de los derechos. Además porque que se considera como amenazas potenciales para la integridad de los territorios ancestrales, la cultura y la vida misma de las poblaciones, tal como viene ocurriendo en la selva norte del Perú y otras regiones de la amazonia, manifiesta el presidente de Feconau, Miguel Guimaraes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *