El tramo de la carretera entre la ciudad de Moyobamba y el distrito de Yantaló, que debería ser una atractiva vía turística, se encuentra cada vez en un estado más calamitoso, con enormes huecos y baches por doquier, basura regada en sus costados,ante la completa indiferencia de las autoridades de turno,en todos los niveles de gobierno.

n un recorrido por esta vía, se pudo observar como los huecos que abundan en todo el trayecto, se hacen cada vez más anchos y profundos,representando un serio riesgo para quienes conducen sus vehículos a diario por este lugar, que sobre todo en horas de la noche,carece de alumbrado público.

Como se recuerda hace unos meses, la OEA y la Organización Mundial del Turismo,reconocieron a la reserva de Tingana,como una de las experiencias más exitosas en cuanto a turismo rural comunitario, poniendo ante los ojos del mundo a este maravilloso atractivo natural del Alto Mayo, sin embargo, la vía de ingreso a esta reserva pasa en primera instancia por este tramo de la carretera Moyobamba – Yantaló, es decir, que los turistas que a diario llegan para conocer esta maravilla de la naturaleza, deben primero atravesar por esta vía en estado calamitoso, incluso cruzar por la puerta de ingreso al botadero municipal, de donde emanan fétidos olores, que en nada contribuye al tema del turismo en el Alto Mayo.

Esperamos que aunque faltan menos de cinco meses para que terminen con sus gestiones, las municipalidades de Yantaló y Moyobamba,y el Gobierno Regional de San Martín,a través de la Dirección Regional de Transportes y Comunicaciones, al margen de sus diferencias, puedan sentarse y coordinar de manera conjunta, una solución a este álgido problema.MAC

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí