En cuanto a la reubicación de los paraderos, los técnicos no fueron tan precisos sobre dónde sí y dónde no deben ir los paraderos. Al final se tuvo que ver que unos se pasan por un extremo y otros por el otro extremo.

La reubicación fue una promesa de campaña que inclusive no se aplicó por igual para todos. Además hubo una designación para realizar un trabajo de señalización en toda la ciudad, colocación de semáforos peatonales y vehiculares, que no existe en toda la provincia, ni semáforos con sistematización inteligente, implementar ciclovias, reubicar los paraderos del centro de la ciudad, ampliar las zonas de circulación y zonas rígidas para evitar el descontrol.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí