Un total de 126 personas han fallecido y 58 se encuentran desaparecidas a causa de las torrenciales lluvias que se han registrado en Japón, entre el viernes 6 y domingo 8 de julio, según los últimos datos ofrecidos por las autoridades locales. La mayoría de ellos en las prefecturas de Hiroshima (oeste) y Okayama y Ehime (sudoeste).

Lo que viene ocurriendo en el país asiático es considerado como una de las peores y más violentas catástrofes naturales de este tipo que se ha dado en décadas en el país asiático. Las operaciones de búsqueda continúan en el oeste del archipiélago, donde decenas de personas siguen con paradero desconocido.

Las precipitaciones provocaron fuertes inundaciones, deslizamientos de tierra y otros daños graves que dejaron atrapados a numerosos habitantes, pese a que las autoridades habían recomendado a millones de personas evacuar zonas en las regiones del sur, el centro y el oeste del archipiélago nipón.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí