Elí Santillán Vilca, dirigente del distrito de Curimaná, denunció que indígenas de la comunidad de Zanja Seca se están preparando para defender su propiedad, porque supuestamente falsos cocamas estarían por desalojarlos.

Indígenas y supuestos falsos cocamas mantienen una pugna por el territorio de Zanja Seca, la misma que estaría por desatar una lluvia de sangre.

Por ello, un grupo de pobladores se dirigieron a la Dirección Regional de Agricultura para solicitar información, debido a los rumores de que los cocamas vienen solicitando titulación del territorio a su favor y que pretenden desalojar a los antiguos habitantes.

Santillán Vilca, el dirigente del Frente de Defensa de Curimaná, respalda a los comuneros indígenas que habitan en Zanja Seca. “Estos usurpadores no representan a los verdaderos cocamas, sólo son un grupo de traficantes que pretenden esas tierras para luego venderlas a las empresas transnacionales. Y si dicen ser cocamas, que muestren a las autoridades las tumbas de sus ancestros, como una prueba para reclamar las tierras de Zanja Seca”, refirió.

Añade que no están en contra del trabajo agrario, pero que los pretendidos falsos cocamas deben ser transparentes. (Miller Murrieta)

Comentarios