El secretario de organización de la urbanización Villa Autónoma Luis Gonzaga, refirió que malos vecinos cometieron un crimen ecológico al derribar trece árboles de aguaje que servían como fuente de agua del sector Achual. Precisó que los árboles tenían un aproximado de 120 a 150 años. Recordó que pasó su infancia jugando por el aguajal. Confirmó que fueron más de 13 árboles derribados el fin de semana, fuera de las anteriores, lo cual significaba una destrucción terrible. Gonzaga exhortó a los vecinos a declarar y denunciar a quienes fueron los responsables de tal crimen. Finalmente, pidió a las autoridades investigar a fondo para sancionar a los responsables de este crimen contra la naturaleza, porque es injusto que un lugar tradicional de donde el pueblo tarapotino se abastecía del ojo del agua del achual, el cual ahora corre el riesgo de desaparecer por personas inescrupulosas. Autoridades supervisan atentado contra aguajal El área de fiscalización de la municipalidad provincial en coordinación con la subgerencia de medio ambiente,supervisó y tomó acciones contra los malos vecinos del pasaje el fondero quienes el fin de semana permitieron el corte de más de 13 árboles de aguajes. Junto con la autoridad regional del ambiente, área de conservación de cordillera escalera, defensa civil, y policía ecológica, llegaron hasta el sector. Ningún vecino dio información de lo ocurrido. Víctor López Villacorta, subgerente de fiscalización, informó que investigarán quienes fueron los responsables de tal hecho, dejando en claro que también denunciarán por la vía judicial. Incluso elevarán los informes para sancionar a los vecinos que construyeron en el lugar sin permiso alguno. Finalmente, Daniel Flores, secretario de defensa civil, manifestó que no solo buscarán a los responsables del corte de los aguajales. También notificarán a todos los vecinos para advertirlos que ellos serán denunciados penalmente si es que siguen permitiendo el arboricidio. (Yur Abanto)

Comentarios