Con la finalidad de detectar a los vehículos que cuentan con órdenes de captura o son solicitados por algún motivo judicial, los agentes de la Deprove-Pucallpa, al mando del comandante PNP Luis Alberto Gómez García, realizan constantes operativos inopinados en los locales de venta de vehículos usados.

El recientemente ascendido jefe del Departamento de Prevención e Investigación de Robos de Vehículos (Deprove)-Pucallpa busca prevenir y combatir la comercialización de vehículos robados en toda la ciudad de Pucallpa.

Por ello, vigila el accionar de los locales que se dedican a la venta y compra de vehículos usados, así como a los talleres mecánicos en donde se harían transformaciones y desmantelamientos a vehículos de dudosa procedencia.

Ayer por la mañana, personal de la Deprove, con la participación del fiscal Juan Carlos Ramírez Pedrasa, de la Segunda Fiscalía Provincial Penal Corporativa de Yarinacocha, se constituyeron hasta la cuadra cuatro del jirón Alfredo Eglinton, altura del colegio Faustino Maldonado.

Allí intervinieron ocho establecimientos comerciales, en donde verificaron si las diversas motocicletas y motocarros contaban con orden de captura. En ninguno de los vehículos pesaba denuncia alguna.

El comandante Gómez García, dio las recomendaciones del caso a los propietarios de cada establecimiento comercial intervenido, y les informó que pueden comunicar a la unidad especializada cualquier caso delictivo que podría presentar con algún facineroso.

“La recomendación que daría a la ciudadanía para evitar robos es que compren un candado y que lo coloquen en sus vehículos cada vez que los dejen estacionados, por más mínimo que sea el tiempo”, culminó. (D.Saavedra)

Comentarios