Tras el anuncio de que a partir del 2019 la Unión Europea no recibirá la producción de cacao de todo el Perú, el Gerente de la Cooperativa ACOPAGRO Gonzalo Ríos, ha solicitado al GORESAM a tomar en serio esta advertencia y declarar en emergencia este cultivo. Agregó que pese a tal amenaza, nadie hasta el momento ha hecho algo al respecto. “Parece que no entienden la magnitud del problema económico que esta decisión implica”, afirmo Ríos. Aseveró que es necesario en estos momentos invertir en investigación y hacer frente a la presencia del metal conocido como Cadmio en el cacao.” Si no sabemos las causas de la presencia de este metal en el cacao menos vamos a saber cómo curar el problema”, advirtió. Dijo que el impacto económico que ocasionaría la no exportación del cacao de San Martín a Europa, sería de más de 100 millones de dólares al año, afectando a más de 30 mil productores de cacao en la región. (A.García)

Comentarios