El cementerio de la ciudad de Tarapoto, administrado por la Beneficencia Pública, se ha convertido en un estadio deportivo y en un mercado de abastos. Por el momento se encuentran instalados 80 comerciantes que expenden sus productos de primera necesidad al público en general. Asimismo, existen otras 200 personas inscritas a la espera de su espacio. Dentro de 20 días deben estar listos para ser ocupados, según dio a conocer uno de los representantes de dicho centro de abastos. La inscripción para obtener un espacio en dicho lugar es de 5 soles. Los comerciantes pagan 2 soles diarios, es decir la suma de 60 soles mensuales. La mayoría de los comerciantes instalados en el campo santo, son aquellos que fueron desalojados por vender sus productos en las afueras (calles y veredas) del mercado el Huequito, interrumpiendo el paso de los peatones. El centro comercial ubicado al interior del cementerio pertenece al mismo dueño del que instaló un campo deportivo sintético, señor Paul Alarcón, quién habría concesionado el área por espacio de 6 años. A este ritmo, Tarapoto se irá quedando sin cementerio, obligando a las familias a contratar un cementerio privado para enterrar a sus muertos, comentaron algunas personas que se encontraban por el lugar, sorprendidos de que se haya instalado un mercado al interior del campo santo de Tarapoto. (M. Sandoval).

Comentarios