Con gran cantidad de envoltorios de papel cuaderno tipo “ketes” conteniendo en cada uno de ellos pasta básica de cocaína, fue detenido un anciano de 63 años, a quien sus adictos clientes lo conocían como “el Tío Picuro”, quien comercializaba su droga desde la comodidad de su vivienda. La detención de Nicolás Prada Vásquez (a) “Tío Picuro” se produjo en horas de la noche en el interior de una vivienda, situado en la cuadra seis del jirón Manco Capac, asentamiento humano 9 de Octubre, jurisdicción del distrito de Callería. Allí los agentes de la Depandro-Pucallpa, al realizar el registro domiciliario encontraron un total de 222 ketes con PBC, encima de una mesa de madera que estaba dentro de su habitación. Fuentes policiales dan cuenta que dicho predio donde se intervino al “tío picuro” es de su hija Kelsy Mireya Prada Portocarrero, quien anteriormente fue detenida junto a su marido “Moico” por el mismo delito de micro comercialización de droga al menudeo, los mismo que no se encontraban en ella al momento de la intervención policial. Ante las evidencias que lo incriminaban al anciano, el personal interviniente procedió a leer sus derechos que por ley le asiste a todo intervenido, para luego ser trasladado hasta la sede de la Depandro junto a los estupefacientes incautados para las investigaciones de quince días como establece el delito Contra la Salud Publica-Tráfico Ilícito de Droga. (D.Saavedra)

Comentarios